viernes, 19 de julio de 2013

Capítulo 40

Y de nuevo vuelve a comenzar todo esto...
Sí, en parte extrañaba todo este suspenso que me daba el leer estos mensajes, pero ¿de que me sirve que me lleguen estos mensajes si ya sé que son de parte de Jake?, digo no le veo el punto. Aparte se había disculpado y había dejado en claro que ya no me seguiría molestando, así que ¿Por que me envía otro mensaje de estos y ahora con firma "-A"? Creo que alguien está un poco traumado con Pretty Little Liars. Tendré que hablar con Jake porque sus bromitas ya asustaron a mis amigas.
Dejé de ver el mensaje y pude ver como todas estaban con una cara de pánico: Naomi era la que más asustada estaba, ya que había sacado su celular y alumbraba con su lamparita toda la habitación.
-¿Quién rayos hizo esto?-preguntó Katia.
-Probablemente fue Jake-le respondí.
-¿Qué tiene que ver Jake en todo esto?
-Solo está bromeando-dije.
-Pues que deje de hacer sus bromas, que casi me orino del susto-dijo Naomi, cegándome con su celular.
-Ya deja esa lamparita y alguien prenda la luz-dijo Alessa un poco irritada por la situación.
-Ya funciona-dijo Katia, después de haber encendido la luz.
-¿Alguien tiene el número de Jake?, no quiero que nos haga mas bromas-dije.
-Creo que yo lo tengo-dijo Katia, mientras buscaba el número en su celular. -Aquí tienes.
Llamé al número y esperé a que contestara.
Uno, dos, tres tonos y nada.
Marqué de nuevo.
Uno, dos...
-¿Hola?-dijo un muy adormilado Jake.
-Hey, Jake, creí que habíamos quedado en que ya no habría más mensajes-le reproché.
-¿De que mensajes me hablas?, no te he mandado nada-me contestó.
-Pero si alguien acaba de tirar una piedra con un mensaje hacía la habitación de Avril.
-Yo no fui, justo me estaba quedando dormido cuando llamaste.
-¿Estás seguro?
-Muy seguro, _________, a menos que sea sonámbulo, cosa de la que ya me hubiera dado cuenta.
-Está bien, te creo. Siento haberte despertado.
-No hay problema. Bye, nos vemos en la escuela.
-Bye.
Y colgué.
Entonces si no fue Jake, ¿Quién fue? Argh no puede ser que esto se esté repitiendo de nuevo. ¿Quién es -A?
-¿Y bien?-preguntó Avril.
-Pues Jake no tiene nada que ver.
-Entonces ¿Quién fue? Y ¿Por qué te llegó eso?-dijo Katia.
-Es una historia muy laaaaaarga-dije.
-Tenemos toda la noche, así que habla-dijo Katia.
-Esta bien, recuerdan a Adam.
-Sí tu ex....amigo o lo que sea que hayan tenido-dijo Naomi,-¿Pero qué tiene que ver él en todo esto?
-Pues él...-no creí que fuera tan difícil decir esto. Miré a Avril y rápidamente se paró y se sentó a mi lado para darme un abrazo en señal de apoyo.- Él me intento violar-continué, todas me miraron con cara de sorpresa pero no dijeron nada.
-Por eso es que se lo llevó la policía-afirmó Naomi.
-Sí y Josh estuvo allí; él lo detuvo, después de eso, comencé a salir con él y bueno ustedes saben que somos novios y comenzaron a llegarme mensajes de que me separara de él o algo malo iba a suceder. Así que decidí visitar a Adam a la cárcel y él me dijo que había sido Jake. Pero como dije, él no envió esto, así que no tengo ni la menor idea de quién esté jugando a ser -A.
-No sé que decir-dijo Katia.
-Yo tampoco, pero nosotras te podemos ayudar a descubrir quién es -A.-Dijo Naomi.
-Ya sabes, _______,cuentas con nosotras-dijo Alessa.
-Demasiados sustos por un día, ¿alguien quiere ver una película?-dijo Avril, para cortar el tenso ambiente que se había formado.
-Que no sea de miedo, por favor-dijo Naomi.
-Pero tampoco una tan romántica-dijo Katia.
-Hay que ver "La Propuesta", es de comedia-dije y todas asintieron.
Nos quedamos viendo esa película hasta que una a una nos fuimos quedando dormidas.
A la mañana siguiente un sonido de celular nos levantó.
-Lo siento, lo siento, lo siento- dijo Naomi-es mi mamá, ya vino por mí, nos vemos luego, bye-dijo apurada mientras recogía sus cosas.
-¿Te puedes callar?, ¿¡que no ves que estamos dormidas!?-gritó Katia.
-Creo que alguien se levantó de muy mal humor...-comenté-Bye Naomi. No le hagas caso, ya sabes como se pone cuando la levantan.
-Sí, ya lo sé...¡Hasta luego!-dijo Naomi y salió corriendo.
-¡Avril, ya levántate! ¡Muero de hambre!-Gritó Alessa mientras movía a Avril.
-¡Cállate! Intento dormir-dijo Katia muy gruñona.
-Con estás no se puede-dije y me volví a acostar.
 Unos segundos más tarde sentí un almohadazo en la cara. La levanté y vi a Alessa con una sonrisa socarrona.
-Ayúdame a despertar a Avril, me estoy MURIENDO de hambre-dijo enfatizando la palabra.
Me levanté y tomé una almohada para despertar a mi mejor amiga de la misma manera que Alessa me despertó a mí.
Minutos después, Avril preparaba el café, Alessa y yo hacíamos hot cakes y Katia seguía dormida. Desayunamos o más bien comimos por que ya eran las tres de la tarde, muy tranquilas.
-Bueno chicas, creo que ya me voy, mi mamá ya está afuera-todas hicieron una mueca de disgusto.-Ya saben, tengo práctica de patinaje y no puedo faltar. Nos vemos luego-me despedí de ellas. 
Salí de casa de Avril y me fui con mi mamá a la casa para cambiarme y ella decidió llevarme a la práctica.

------------

Llegué a la pista y como siempre, Tina ya estaba ahí, esperándome.  
-¡Hola, ________! ¿Comenzamos?-me saludó Tina.
-¡Hola Tina! Claro-le respondí entrando al hielo. 
Comenzamos la rutina de siempre hasta llegar al salto. Lo intenté varias veces, pero siempre terminaba perdiendo el equilibrio o cayendo al suelo.
-Vamos _______. No es tan difícil, yo sé que puedes hacerlo. Solo déjate llevar.
-Está bien-dije no muy convencida.
Volví a intentarlo, pero el resultado fue el mismo.
-Te dije que te dejes llevar, anda suéltate-gracias a Dios Tina era buena y me decía las cosas con tacto, y no restregándomelo en la cara. 
Volví a intentarlo y está era la última, porque ya me estaba desesperando. 
Salté, di las tres vueltas en el aire, aterricé (aquí el momento en que perdía el equilibrio) y luego di las dos vueltas rápidas para seguir de reversa. 
Terminé perfecto.
-¡Me salió!-dije alegre y con una inmensa en mi cara.
-¿Ves?, te lo dije. Ahora hazlo otra vez.
Lo volví a hacer y seguí el consejo de Tina de solo dejarme llevar y volvió a salir perfecto.
-Bueno, creo que ya fue suficiente por hoy. Mañana continuamos con la siguiente parte del baile.
-Gracias Tina, ¡nos vemos mañana!
-¡Nos vemos mañana!-se despidió repitiendo mis palabras.-_________-interrumpió su salida para girarse y decirme:-Sabía que lo lograrías.
Regresó a su camino antes de que pudiera contestarle algo; pero ese comentario me sacó una sonrisa.
Me fui a los vestidores, me duché y cambié. Salí de allí, con mi celular en la mano lista para llamarle a mi mamá para que pasara por mí, cuando alguien me dijo.
-¡Pequeña!
-¡Josh!, ¿dónde has estado? Me tenías preocupada.
-Lo siento, ayer estuve todo el día en el hospital y mi celular se quedó sin bateria. 
-¿Qué pasó? ¿Estás bien?-le pregunté alarmada.
-Sí, pequeña, yo estoy bien. Fue mi mamá, le bajo la presión...no fue nada, solo un susto.
-No sabía Josh, ¿ya está mejor?
-Sí, no te preocupes pequeña, ella está bien, no hay de que preocuparse.
"Bip bip bip"
Mi celular vibró y noté que tenía un mensaje.
 "¿Crees que tu novio te esta diciendo la verdad?

                                                                              -A"

No hay comentarios:

Publicar un comentario